El Pleno aprueba varias modificaciones de ordenanzas fiscales que regulan impuestos y tasas municipales

En él ha tomado posesión la nueva concejala de Unidas Podemos IU, Antonia Mera Chamizo

El pleno de la Corporación correspondiente a este mes de noviembre ha aprobado, con los votos favorables del equipo de Gobierno y en contra los tres grupos de la oposición, varias modificaciones de distintas ordenanzas fiscales reguladoras de tasas e impuestos municipales. Unas modificaciones que suponen la adaptación de las mismas a la legislación vigente y son, al mismo tiempo, una actualización de los precios públicos que dichas tasas e impuestos tienen.

Antes del debate de los puntos, ha tomado posesión de su cargo de concejala del grupo Unidas Podemos IU, Antonia Mera Chamizo que sustituye a Eduardo Dos Anjos que renunció a su acta de concejal semanas atrás. Además, también se ha dado cuenta de la adscripción de las concejales Mónica Calurano y María Lozano a algunas comisiones en las que está la también concejal Consuelo León, mientras está de baja.

En concreto, en el pleno se ha aprobado la modificación de la ordenanza que regula el incremento de valor de los terrenos de naturaleza urbana, conocido popularmente como la plusvalía. Se trata de una actualización, subraya la portavoz municipal María Lozano, con un incremento prácticamente imperceptible y, en algunos casos, hay algunas bajadas en lo que se paga por el impuesto.

Tanto el PP como Ciudadanos y Unidas Podemos IU han votado en contra de esta modificación y de todas las abordadas en el pleno. Manuel Lozano, portavoz del PP, ha mostrado la oposición de su grupo ya que considera que no si se suben impuestos, baja el desarrollo. Una subida innecesaria, indica, ya que además hay superávit en el Ayuntamiento.

Cristina Menea, de Ciudadanos, también se ha opuesto a estas modificaciones ya que considera que se sube la presión fiscal a los ciudadanos sin que haya una justificación económica real. La concejal de Unidas Podemos IU, Antonia Mera, añade que se estos impuestos y tasas pueden adaptarse a la ley sin necesidad de que haya una subida de impuestos. Se condena, añade, a los ciudadanos a que vivir aquí sea cada vez más caro.

Desde el grupo de Gobierno se insiste en que esta actualización es necesaria y si no se revisaran y adaptaran a la realidad actual no se podrían prestar no solo servicios de calidad, sino que algunos no se podrían prestar. Para Lozano, “la oposición debería decir, si bajamos los impuestos, qué servicios se dejarían de prestar. Si se bajan, que digan de dónde quitaríamos dinero y a quiénes perjudicaría”.

Los mismos argumentos se han esgrimido en cada uno de los puntos en los que se han aprobado las modificaciones. Además del relativo a la plusvalía, también se han aprobado otros como el llamado impuesto de rodaje, el impuesto de actividades económicas, la entrada de vehículos a cocheras, así como a cementerio municipal y la recogida de residuos sólidos urbanos.

Al margen de estos puntos, también se han aprobado los días festivos que el comercio podrá abrir en el próximo año 2020. Son en concreto los días 29 de noviembre y 20 de diciembre. También dos mociones han salido adelante, una de ellas presentada por Ciudadanos y que han contado con el apoyo unánime y es relativa a reclamar la igualdad de derechos entre las parejas de hecho inscritas y los matrimonios en cuanto a la obtención de la pensión de viudedad. La otra moción, respaldada por todos grupos es la relativa a la violencia de género y que se presenta en todos los ayuntamientos del país a través de la Femp.